Con la presencia de Pichetto y Frigerio, Encuentro Federal para el Desarrollo de Mendoza se sumó a Cambia Mendoza

Los referentes nacionales de Juntos por el Cambio fueron quienes dieron a conocer la noticia, junto al exgobernador Alfredo Cornejo y el empresario Julio Totero. Todos resaltaron los logros de Mendoza y la pusieron como ejemplo en el país, como así también ponderaron la figura del senador nacional mendocino.

Encuentro Federal para el Desarrollo de Mendoza, un espacio para la producción y el empleo, se lanzó hoy en la provincia y se suma a Cambia Mendoza. Con la presencia del peronista Miguel Ángel Pichetto y el diputado Nacional por Entre Ríos, Rogelio Frigerio, el presidente de Interbloque de Juntos por el Cambio y ex gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, resaltó el crecimiento de la agrupación local y las coincidencias que los llevan a incorporar estos nuevos socios.

Cornejo agradeció la presencia de los dirigentes nacionales en Mendoza y remarcó que Pichetto “se está moviendo mucho” y Frigerio también, “a pesar de que tiene un desafío muy grande en su provincia”. Además, reflexionó: “La política está vapuleada, pero quienes nos dedicamos a esto con pasión y agregándole una cuota de racionalidad, estamos generando confianza entre quienes nos dedicamos a la política y yo tengo una plena confianza en ambos”.

El legislador mendocino ponderó el trabajo que vienen realizando los dirigentes nacionales y puso como ejemplo que en estos últimos tres años han compartido la mesa de Juntos por el Cambio, de donde se han desprendido numerosas coincidencias que les permitieron acercarse con antelación a que las cosas sucedieran. Además, puso en relieve el éxito en la elección legislativa del año pasado.

Para Cornejo, el trabajo realizado en el pasado con Frigerio y con Pichetto ha generado una confianza suficiente entre ellos como para alentarlos a seguir caminando juntos. “Argentina necesita un proyecto serio, un proyecto político fuerte para hacer los cambios que se necesitan”, dijo el exgobernador mendocino, y agregó que se necesita “una narrativa muy clara de blancos y negros que nos separe totalmente del ‘pobrismo’, del populismo, de la demagogia y del antirrepublicanismo que nos está gobernando”.

Por su parte, Pichetto sostuvo que “es un honor estar acá, al lado de un líder de gran prestigio como es Alfredo Cornejo”. Y comentó que en cada evento que se ha realizado en el 2020 y el 2021 “compartimos el espacio con Alfredo y hoy creo que es el momento de consolidar Cambia Mendoza. Construir, afianzar este liderazgo y continuar esta tarea extraordinaria que hay en la provincia de Mendoza”.

Además, consideró que el ex gobernador de Mendoza “es un político con grandes capacidades y es uno de los pocos dirigentes que expresa una visión federal de la Argentina”. Resaltó que conoce el interior del país y sabe lo que es la Argentina federal. “Por lo tanto lo que él decida y si decide encarar el proyecto nacional, seguramente será un hombre de grandes potencialidades para Juntos por el Cambio y si decide consolidar su presencia y gravitación en esta provincia que es un ejemplo, seguramente va a ser un buen Gobernador nuevamente”.

Frigerio fue más allá y dijo que “es muy importante este día a través del cual sellamos la incorporación de Encuentro Federal a Cambia Mendoza” y remarcó que “en mi caso soy un ferviente defensor de la amplitud, es necesario enriquecer nuestra propuesta de Gobierno tanto a nivel provincial como nacional”.

También puso el acento en la unidad y de coincidencia de valores e ideas: “Este debe ser nuestro norte y claramente los partidos que conformamos este espacio tenemos esta particularidad”.

Ante estas palabras, el economista y ex ministro del Interior consideró que Encuentro Federal concluyó en este mismo espacio político de Cambia Mendoza. “Tenemos que ganar estas elecciones y hacerlo por una gran diferencia. El desafío que tenemos es enorme y desde hace décadas la Argentina no vive una realidad tan angustiante y compleja como la que estamos atravesando”.

En cuanto a Frigerio, Cornejo también destacó el trabajo en conjunto que pudieron realizar cuando él fue gobernador de Mendoza y el entrerriano era ministro del Interior: “Tiene una solvencia técnica y una capacidad política envidiable. Maneja temas que son básicos para los argentinos, pero que este Gobierno Nacional no pudo hacer y los anteriores tampoco, como el pacto fiscal que benefician a la Argentina y lo hemos trabajado codo a codo”.

Además, mencionó que trabajaron juntos “el mayor resarcimiento económico, más bien el único que ha tenido Mendoza en toda su historia, U$S1.023.000.000, de los cuales ya están depositados 600.000.000 y, lamentablemente, aunque ustedes no lo crean, están inmovilizados por pura malicia e impericia del Gobierno Nacional”.

“Celebramos muchísimo la incorporación de este espacio a Cambia Mendoza. Creo que le da certidumbre a nuestro proyecto provincial, así que tanto a Julio como a Adolfo se lo agradecemos”, dijo el senador sobre Encuentro Federal para el Desarrollo de Mendoza, y puso en valor la posición de Mendoza como una provincia que lucha por esa narrativa republicana, de progreso material individual y colectivo, pero también progreso moral de la Argentina.

Sumar aliados que compartan una visión de progreso para Mendoza

Encuentro Federal para el Desarrollo de Mendoza nació en octubre pasado y está compuesto por partidos como el MID (Movimiento de Integridad y Desarrollo), el Partido Federal, Tercera Posición, Alternativa Republicana Federal y Comunidad Organizada. Es un movimiento compuesto por empresarios, como es el caso del metalúrgico y dirigente del Movimiento de Integración y Desarrollo Julio Totero.

El empresario mendocino Julio Toteo comentó que él conducirá este espacio con Adolfo Innocente, que se desempeñará como vicepresidente de la agrupación. “Quienes no venimos de la política queremos hacer este aporte a Cambia Mendoza y hemos conseguido un espacio que unifica criterios, que nos une y donde, de alguna manera, hagamos un aporte para nuestra provincia, el país y a los municipios, defendiendo el federalismo y haciendo todos los aportes necesarios”.

Además, el empresario sostuvo que la función de la agrupación será colaborar y, sobre todas las cosas, apuntalar las gestiones de gobierno “donde Juntos por el Cambio y el Frente Cambia Mendoza necesite nuestra mano, nuestro apoyo y nuestros equipos”.

Cornejo, Pichetto y Frigerio hablaron de la proyección nacional de Juntos por el Cambio

Para Cornejo, que Juntos por el Cambio esté actualmente muy concentrado en la elaboración el programa de Gobierno, los hace llegar “infinitamente mejor preparados que en el 2015”. Lo que faltan son “detalles y timing: si hay que hacer todo de una solo vez o si no es tan prudente hacerlo todo de una vez, pero en líneas generales hay una solvencia técnica que me da tranquilidad para el proceso que viene”

Frigerio, por su parte, hizo hincapié en que “debemos estar preparados para gobernar, no hay margen para la improvisación”. Para contextualizar, sostuvo que es necesario lograr que esta amplitud se ocupe de generar los planes de desarrollo que impulse el trabajo de calidad y que se base también en una gran revolución educativa como la que llevó adelante Cornejo cuando le tocó gobernar la provincia de Mendoza.

“Si nos preparamos como amerita este momento tan difícil para el país y le proponemos a la sociedad un plan superador de todo lo que hemos vivido hasta ahora, seguramente podamos estar a la altura de las expectativas de la gente”, señaló, y agregó: “Estamos trabajando en un plan de desarrollo que nos permita poner a la Argentina de pie y tomando en cuenta los errores que se cometieron cuando nos tocó ser Gobierno. Tenemos que tener esta humildad también de reconocer en donde fallamos y no volver a repetirlos”.

Remarcó que “no hay margen para la improvisación” y dijo que desde lo que queda el año y hasta el cambio de Gobierno “es clave para terminar de consolidar ese plan y de presentárselo a la ciudadanía. Tenemos excelentes economistas y técnicos trabajando en un plan económico”.

Según el ex ministro, “a todos los argentinos nos gustaría que la experiencia de Cornejo como gobernador se traslade a nivel nacional. Y sostuvo que en su caso, que está construyendo una alternativa para su provincia, “estoy trabajando con los equipos técnicos de Cornejo y de Rodolfo Suarez para tratar de entender cómo hicieron para avanzar en muchas cosas que al resto de las provincias les cuesta tanto”. Interpretó que la experiencia del senador mendocino “tiene mucho valor para un gobierno nacional. La capacidad de conducción, el coraje para enfrentar los desafíos que tenemos por delante los argentinos sería de mucha utilidad a nivel nacional”.

Al momento de las preguntas, Pichetto fue consultado sobre su paso político y comentó que viene trabajando en un proceso político desde el peronismo, más precisamente desde el año 2016. “Hicimos un esfuerzo por construir Alternativa Federal y trabajé junto al gobernador de Córdoba y con otros hombres y mujeres. Lamentablemente muchos de ellos volvieron al lado de la vicepresidenta actual y no tuvieron en su momento la decisión para afrontar el proceso de cambio que necesitaba el peronismo, una mirada republicana, de libertades”.

Sobre la realidad del país, el dirigente remarcó que observa “pésimo gobierno”. Es más, aseveró que “este gobierno de Alberto Fernández es el peor de la etapa democrática desde 1983. No hay nada peor para el sistema democrático que un mal gobierno como éste, porque pone en duda todo el sistema político”. Esas palabras le sirvieron de base para sostener que “esperamos pasar esta etapa oscura, decadente, compleja y carente de todo liderazgo presidencial y la palabra del presidente carece de la confianza necesaria para poder ordenar la economía”.

Candidaturas en Mendoza

Consultado en conferencia de prensa sobre las candidaturas a gobernador de Mendoza, para el actual senador nacional las propuestas de los aspirantes “tienen que estar solventadas en qué se puede hacer para mejorar lo que se ha hecho bien por parte del gobierno de Rodolfo y qué hacer para corregir lo que se puede estar haciendo mal porque los gobiernos tampoco son infalibles”. Cornejo insistió en que los precandidatos tienen que abordar “temas que son de competencia provincial, no de hablar de cosas nacionales, ya que no van a tener grandes herramientas para eso”.

En cuanto al dirigente del Pro Omar de Marchi, Cornejo remarcó que “es un buen dirigente, capaz y con trayectoria y celebramos que nos siga acompañando en este proceso. Forma parte de nuestro Frente, incluso se ha beneficiado de este espacio” y recordó que ganó en Luján de Cuyo “apoyándose de Cambia Mendoza cuando había perdido la intendencia en 2011”.

El presidente del Interbloque de Juntos por el Cambio recordó que cuando fue gobernador trabajó “bien” con De Marchi pero fue duro al resaltar que “muestra generalmente zozobra e incertidumbre si se mantiene en el Frente y la verdad es que no sé por qué lo hace, ya que los argentinos y los mendocinos necesitan certezas de parte de los liderazgos”. Ante esto, alentó la incorporación de nuevas fuerzas a Cambia Mendoza para mostrarles a los mendocinos que este proyecto es sólido y fuerte sin generar incertidumbres”.

Para Cornejo, Juntos por el Cambio tiene una construcción amplia que hoy comprende cuatro partidos: el Pro, la UCR, la Coalición Cívica y Encuentro Republicano Federal. Y lanzó la convocatoria para todos aquellos que quieran sumarse a un proyecto de cambio, productivo, ligado al mundo del trabajo y que genere empleo. “El desafío es hacer crecer empleo y producción. Son elementos que nos motivan a estar juntos al igual que las libertades. No necesitamos hablar mal de otros sino hacer propuestas propositivas. Este es el eje de la convocatoria”.

La situación de la Justicia en el país

Al comparar la situación de la Justicia en estos últimos tres años y lo que ocurrió durante el mandato de Macri, Cornejo opinó que durante la gestión de Juntos por el Cambio “funcionó independientemente”, mientras que durante la presidencia de Alberto Fernández “no hay convicción sobre un Poder Judicial independiente”.

“Las causas han avanzado muy lentas. El gobierno de Alberto Fernández no ha creado un clima de libertad, pero tampoco ha podido influir en todas esas causas”, dijo en referencia a las investigaciones que involucran a la vicepresidenta. “Me parece que el desafío del próximo gobierno es generar un clima donde el Poder Judicial sea independiente, que actúe con celeridad, prudencia, equilibrio y que dé las garantías del debido proceso”.

Cornejo insistió en el tema porque considera importante “generar el clima de seguridad jurídica para que si Cristina o cualquier funcionario es condenado, pues se acepte la condena y generar el clima para que esa condena se cumpla. Si hay absolución, aceptar los fallos como debe ser. Ese es el lugar por el que debe andar la Argentina en materia de corrupción”.

Por otra parte, el exgobernador también puso su mirada crítica sobre el propio Poder Judicial Nacional al decir que también “tiene su responsabilidad en no seguir los ritmos de la política y los ciclos constitucionales de oficialismo y oposición para acelerar o retrasar las causas”.

Tags:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Escribinos ....